4 de agosto de 2017

Estudiantes reciben charlas sobre los riesgos de los transgénicos

Estudiantes de Matagalpa  recibieron tres charlas sobre los riesgos de los transgénicos. Foto ASI
Estudiantes de primero, segundo y tercer año de la Escuela Técnica Agropecuaria Santa Emilia, en Matagalpa, participaron de tres charlas sobre los riesgos de los transgénicos en Nicaragua impartidas por la Alianza Semillas de Identidad (ASI).

Harold Calvo, coordinador de la ASI explica que el encuentro con los estudiantes es parte del trabajo de incidencia que se realiza en los territorios para llevar información actualizada sobre diversos temas como el riesgo de introducir cultivos y semillas transgénicas en el país.

“La Alianza Semillas de Identidad promueve un movimiento social a favor del rescate y promoción de las semillas criollas y acriolladas, la agroecología y la agrobiodiversidad como estrategias para resolver los retos futuros de la producción campesina en armonía con el medioambiente, la seguridad alimentaria y nutricional, la calidad de vida y la identidad de los pueblos”, señala Calvo.

Fortalezas
Actualmente la ASI está conformada por seis redes nacionales: Programa de Campesino a Campesino de la UNAG, Movimiento de Productores y Productoras Agroecológicas y Orgánicos de Nicaragua (MAONIC), el Centro Humboldt, el Grupo de Promoción de la Agricultura Ecológica (GPAE), La Liga de Defensa al Consumidor (LIDECONIC) y el Grupo de Interés de Soberanía y Seguridad Alimentaria (GISSAN).

Calvo comenta que estas redes trabajan con más de 35 mil familias campesinas nicaragüenses que promueven y multiplican más de 130 variedades de frijol, 120 de maíz, 30 de sorgo y 9 de arroz. “A través de más de 416 bancos comunitarios de semillas criollas localizados en igual número de comunidades promovemos la conservación, multiplicación, intercambio y mejoramiento de las semillas criollas y acriolladas de calidad”, puntualiza el coordinador de la ASI.

Este año la ASI trabaja en el posicionamiento de las semillas criollas como patrimonio colectivo nacional, la Agroecología como una estrategia efectiva frente al cambio climático y la agricultura convencional, así como informar sobre los riesgos de los transgénicos a nivel local y nacional.
“Este quehacer nos ha permitido mantener una posición propositiva y activa para explicarle a los tomadores de decisiones y a la población en general no permitir la introducción de cultivos transgénicos a Nicaragua, pese a las presiones de otros actores económicos interesados en su entrada”, finalizó Calvo.






Publicar un comentario